VIAJE SIN LIMETES
PRESENTACIÓN
DEFENSA Y SALVACIÓN DEL HUMEDAL LAGO DE TOTA
NUESTRA ORGANIZACIÓN
DIA DEL LAGO DE TOTA
ORIGEN MITICO DEL LAGO DE TOTA
MYTHICAL ORIGIN OF TOTAŽS LAKE
LOS MITOS DEL HUMEDAL LAGO DE TOTA
MANIFIESTO POR EL LAGO DE TOTA
QUE SE HA HECHO POR EL LAGO DE TOTA
GALERIA DE FOTOGRAFIA
WELCOME TO BOYACÁ
FUNDACIÓN HISPANA DEL MUNICIPIO
FUNDACION DEL CACERIO
PARROQUIA
NUESTRA HISTORIA
NOMBRE DEL MUNICIPIO
LOS ÚLTIMOS ALCALDES
SIMBOLOS DEL MUNICIPIO
NUESTRA GEOGRAFIA
COMO ES SU TERRENO
CLIMAS
NUESTROS RECURSOS
LO QUE ES LA VIDA
EDUCACION, RECREACIÓN Y SALUD
ORGANIZACION SOCIAL
LETRAS, COSTUMBRES Y FOLCLOR
RELIGIOSIDAD
SOBRE EL CRISTO DE LA CUMBRE
EL MAGESTUOSO LAGO DE TOTA
MAPOTECA
TEMPLO
Foro
ESTADISTICA
FOTOS ANTIGUAS DEL LAGO DE TOTA
PATRIMONIO NATURAL, MATERIAL E INMATERIAL
 

MANIFIESTO POR EL LAGO DE TOTA

MANIFIESTO POR LA DEFENSA Y SALVACIÓN DEL LAGO DE TOTA
2007



Foto tomada en foro UPTC Duitama 2012

Este texto se ha tomado originalmente de un autor, cuyo nombre no se tomó la precaución de recoger cuando se adaptó este texto; sin embargo, se agradece profundamente su inspiración..

El Lago de Tota, según nuestras leyes, hace parte del patrimonio público de la Nación, pero eso parece ser sólo un principio jurídico. No es una verdad sentida universalmente: en algunos lugares los lagos y lagunas parecen ser propiedad privada. En cualquier caso, la utilización de esta importantísima fuente hídrica debe estar mediada por el Estado. Esta omisión o falta de interés para asumir estas funciones hace de este principio, un sofisma de distracción y retórica y, del Lago, una clara expresión de la tragedia de los bienes que nos pertenecen a todos y que sin embargo aquí parecen ser de algunos pocos. Ya sabemos los boyacenses que el Lago de Tota es una de las principales fuentes hídricas y turísticas del Departamento y, por ende, de la Nación. Además, es por su misma naturaleza un recurso no renovable. Pero algunos no son conscientes de que es una de las que menos se conserva y usa adecuadamente. No todas las entidades del sector público, tienen dependencias especializadas o hacen algo al respecto. Las que sí las tienen, ocupan la mayoría de los recursos en una administración burocrática casi siempre dirigida a pequeños controles, sin que sea grande su influencia. A lo anterior habría que sumar la monopolización de los citados dueños de los lagos y las lagunas.

Las gestiones presentan enormes limitaciones, y no han faltado las irregularidades. Por ejemplo, la carencia de personal suficiente para el control técnico de las actividades afines a la conservación del Lago. Así, las actividades en ocasiones se han desvirtuado; los intentos de crear plantas de tratamiento de aguas residuales se han convertidos en estanques donde solamente se crían infecciones y plagas y su contribución a la conservación, prevista para ser algún día una realidad, se hace cada día más lejano. Nos preguntamos, ¿cuáles en sí serán los factores de tal amenaza?. La respuesta no se hace esperar, en primer lugar las autoridades municipales poco hacen, ya que, muchos de ellos tienen intereses personales respecto al Lago o a la cuenca hidrográfica. En segundo lugar, las autoridades Departamentales y Nacionales junto con las organizaciones a las que se le ha confiado la defensa del Lago pocas acciones han llevado a cabo durante tantos años que han venido teniendo esta responsabilidad. A esto se le suma la sedimentación causada por la sobreexplotación de la rivera por parte de los terratenientes de la localidad; en este punto -que puede ser una opinión muy subjetiva- es evidente la gran cantidades de material no degradable que aparece en las orillas del Lago, desechos de fungicidas y material de agroquímicos que se pueden observar a lo largo de todas las quebradas, ríos, caños y zanjas que aportan aguas ya contaminadas al lago. Además de lo anterior es necesario mencionar la extracción de aguas por parte de Paz del Rio, Tota, Cuitiva, Sogamoso, Firavitoba y demás municipio adyacentes al Lago de Tota; que explotan el recurso pero no devuelven inversión en mantenimiento del mismo o, al menos, no tenemos claridad sobre los recursos que aquellos pagan y en qué se han invertido. Un tercer factor que puede mencionarse es desde luego la cultura generalizada de no valorar lo que es propio. Tristemente en la mentalidad de algunos aquitanenses el único factor que hay que cuidar es el monetario y este, que solamente se deriva de la agricultura es el único medio para asegurar su futuro. ¿Pero y el futuro de nosotros y el de las generaciones por venir qué?. El desarrollo económico no justifica la destrucción de los ecosistemas. La misma constitución Nacional indica que la propiedad tiene una función social que debe tener en cuenta el propietario. Podría mencionarse algunas otras cosas pero por ahora dejémoslo en este punto. Aunque analizando detenidamente responsabilidades, no faltaran responsables directos e indirectos. Igualmente, grave es el hecho de que algunas entidades comienzan a incursionar, de una manera al parecer improvisada y con escaso apoyo en la protección de este recurso hídrico pero, en su camino se encuentran con los ya mencionados dueños del Lago que se disputan de manera ilegal y dañina el uso y abuso de las riveras del Lago. Estas situaciones se acompañan actualmente de un retraso notorio en el desarrollo técnico en estas materias, a pesar de iniciales liderazgos ejercidos por corporaciones y organizaciones no gubernamentales.

En pocas palabras, la ausencia del sector público en este tema está llevando al a desaparición incontrolable, lenta, progresiva, efectiva e inconveniente del Lago de Tota, "Mar incrustado en la cordillera, océano de deleite de los extraños ya que los propios poco valoramos la belleza de esta majestad".¿Qué decir del resto de problemas que se presentan sin que nadie haga nada o se haga muy poco? Cientos de aves, peces, mamíferos, anfibios e insectos que habitan en este ecosistema natural, y para los que avanza un proceso de extinción evidente. A este desalentador panorama se le suma el hecho de que los factores que amenazan el Lago se están multiplicando. La extracción incontrolada de agua para regadíos presenta tendencia permanente al aumento. Se hacen concesiones de aguas si que haya un beneficio retributivo al Lago o, al menos, no lo conocemos. No es sino ver la cantidad de zanjas, pozos y motores eléctricos que existen en las orillas del Lago, para constatar otra dimensión del problema. Incluso en las fincas se observa el despilfarro y el gasto de agua que equivaler en cientos de litros por día. ¡Y nadie hace nada!

Por último, a la ausencia de programas serios de educación, proliferan tendencias a llevar el agua hasta fincas bastante distantes del Lago, como se puede observaren Hatolaguna o Hatoviejo, solo por mencionar estas como ejemplo, esto sin lugar a dudas deseduca a la población.

Actualmente, la ola invernal viene anegado una buena parte de terrenos que evidentemente corresponden al lago pero que no sabemos cómo ni cuándo pasaron a ser propiedad de algunos. Estos terrenos contaminados ya por la gallinaza, permiten la expansión de la “elodea”, que poco a poco está invadiendo gran parte del Lago.

Señalar responsables sería muy fácil, desafortunadamente hacerlo es imposible, pues se manejan muchos intereses de los que no conocemos su alcance. Pocos temas como el Lago muestran que tan nefasta la tendencia del Estado de morir a sí mismo. Por eso, mientras la conciencia pública se despierta y cesa la tendencia al abandono y desprotección de nuestros recursos, se ha tenido la intención por medio de este MANIFIESTO escrito de mostrar parte de la cruda y evidente realidad del recurso hídrico más importante de nuestro País. Esperamos que las generaciones actuales tomemos conciencia del problema y nos eduquemos profundamente con el fin de garantizar a las futuras generaciones un futuro y un medio ambiente sano y protegido.

Amigos, si el Imponente Lago de Tota fue lugar Sagrado para los aborígenes no puede ser menos para nosotros y para ustedes, cuando de verdad nos interesemos por su conservación. Un paso muy importante ha dado usted cuando se ha tomado el tiempo para leer este sencillo documento. No es nuestra intención incomodarlo, pues todas las cosas tienen solución si recurrimos a un dialogo tolerante que produzca resultados. Tampoco es nuestra intención obligarlo a reenviar este documento a sus contactos, pero desde Aquitania – Boyacá le invitamos para que entre todos generemos reflexión a partir de este texto. Por ello si de buena intención usted nos colabora sacándole alguna copia este texto para regalarla a un amigo sería muy importante para la causa. Aunque se lo agradecemos en este tiempo seguramente serán las generaciones futuras las que más le agradecerán haber actuado a tiempo reenviando este me texto a todos sus contactos, cuando todavía podemos hacer muchas cosas en beneficio de nuestro lago. Agradecemos su paciencia pero ante todo la difusión de este mensaje. Y lo invito a leer otro texto de reflexión: “Salvar el lago de Tota; es mejor prevenir que tener que lamentar”

 JAACH2011


=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=